Ahora sueño en Moscú.




Con tus ojos azules.
Con tu piel blanca.
Con tu cabello dorado.
Con la cicatriz en tu mejilla rosada. 
Querer tu todo, y no tener nada.

Me recordaste cómo ser un pájaro
Que vuela libre.
Alto, muy alto, 
Como si no hubiera un final.

Como si no hubieran principios.
Como si todo, de tan oscuro, se viese claro.
Como si la distancia fuese un mito.

Yazco inacabado, incompleto.
Nunca murió la esperanza.

Ahora sueño en Moscú.


Sergio Delgado


Dibujo:  Amelia Souva 

***

Estas letras son de Sergio Delgado, y podéis encontrarle en su blog De tanto beber de tus lagunas de memoria, y en Twitter.